Rutina completa de limpieza de un perro | Consejos y productos

Es un hecho, si pronuncias la frase rutina de limpieza de perro cerca de tu mejor amigo de cuatro patas, las probabilidades de que salga corriendo son altas. A ellos no les gusta bañarse y para nosotros su higiene puede convertirse en un quebradero de cabeza. Pero también es un hecho que su salud depende en buena medida de que estén limpios, así que veamos cómo podemos enfrentarnos a esta tarea para hacerla lo más placentera posible. Y que no te quepa duda: la maña ayuda, pero los productos adecuados, también.

Con cuánta frecuencia debo poner en práctica la rutina de limpieza del perro

Los perros no necesitan bañarse todos los días (y eso supone un verdadero alivio), pero sí que debemos mantener cierta regularidad en este aspecto. Las reglas no son fijas, así que puedes preguntar a tu veterinario o usar el sentido común. Nadie mejor que tú sabe lo que necesita tu perrete.

Dicho lo cual, puedes guiarte por estas directrices generales para marcar los días en los que te armarás de paciencia y te dedicarás a la rutina de limpieza del perro.

  • Para la mayoría de los perros, suele bastar un baño mensual.
  • Aquellos con pelaje más graso, como los Basset Hounds, pueden necesitar un baño por semana. Si es el caso del tuyo y tiende a ponerse nervioso, te recomendamos que sigas los consejos que te damos más abajo y que uses el champú antiestrés de Wilda SIbérica, fabricado con productos naturales y que le ayudará a tranquilizarse mientras lo lavas.
  • Los perros de pelo corto pueden pasarse más tiempo sin un baño. Es el caso de los Beagles, por ejemplo. Tendrás que decidir tú cuándo lavarlos.
  • Algunas razas de perro, como los Golden Retrievers y los perros de montaña de los Pirineos tienen un pelaje hidrófugo. Tampoco necesitan que los bañes con mucha frecuencia.
  • Los samoyedos y otras razas del norte, con pelo tupido o doble capa de pelo se beneficiarán de baños más espaciados siempre que los cepilles a menudo. En este caso, cuando los laves, puedes usar un champú anti enredos con ingredientes naturales.

Consejos para bañar a tu perro con tranquilidad

Una vez que hayas establecido la fecha para el baño de tu perro, tendrás que decidir qué productos usar para que todo transcurra en calma. Ya hemos mencionado los champús antiestrés y anti enredos, pero Wilda Siberica tiene mucho más que ofrecer en este aspecto. Por ejemplo, la serie de productos para pieles sensibles, que conseguirán que tu perro tolere mejor la aplicación del champú y el acondicionador. O la gama hydro boost para conseguir una hidratación mayor.

Escogidos los mejores productos para la rutina de limpieza del perro, sigue estos consejos para un baño eficaz y feliz:

  • Cepilla al perro antes de lavarlo y, si tiene nudos que no puedas quitar, llévalo a un profesional. Los nudos harán que le tires del pelo mientras lo bañas, lo que resulta irritante y puede hacer que el perro le coja manía al baño.
  • La temperatura corporal del perro es diferente de la humana: evita el agua caliente para bañarlos. Toma como referencia la temperatura que usarías para bañar a un bebé. O usa agua más fría para perros con mucho pelaje. El calor excesivo puede convertir el baño del perro en un infierno que no querrá repetir.
  • Habla con tu colega de manera natural, cálmalo. Los perros se fían de nosotros, pero no son tontos. Si tú estás tenso, ellos se contagian de tu tensión. Así que respira hondo y relájate antes de empezar con la rutina de limpieza del perro.
  • Te hemos recomendado un montón de productos de Wilda Siberica. El motivo es que la piel de los perros es muy sensible. Así que nunca uses tu champú en un perrete. Ni siquiera champú para bebés. Utilizar un producto específico te hará las cosas más fáciles.
  • Aclara bien para eliminar cualquier resto de champú o acondicionador que pueda irritar al perro.
  • Dale una chuche cuando termines. La recompensa hará que asocie la rutina de baño a algo positivo y la próxima vez será más fácil convencerlo.

 Esperamos que la rutina de baño de tu perro sea menos traumática a partir de ahora. Para más consejos sobre como tratar a tu mejor colega, ¡sigue leyendo!