INTOXICACIONES POR PLANTAS

01 Jun

INTOXICACIONES POR PLANTAS

Nuestros animales de compañía viven en entornos en los que pueden interaccionar de diversas formas con agentes tóxicos.

Se conocen como tóxicos a todos aquellos elementos, sustancias o agentes externos que ingresan o entran en contacto con el organismo animal pudiendo producir efectos nocivos.

Las plantas, que forman parte de un gran número de hogares, pueden estar dentro de ese grupo para nuestras mascotas. A continuación las clasificamos dependiendo de la acción orgánica que produzcan:

PLANTAS QUE ORIGINAN ALTERACIONES DIGESTIVAS

Son muy numerosas las plantas que tras su ingestión provocan alteraciones digestivas; estas van desde una simple acción emética (vómitos), hasta una potente acción que lleve a un grave deterioro del animal.

. Género Buxus: como el B. Sempervirens o Boj. Contiene tres alcaloides, taninos y resinas. La intoxicación cursa con vómitos, salivación intensa, sed, dolor abdominal, diarrea, convulsiones e incluso muerte por asfixia.

. Género Helleborus: como el H. Níger (Eléboro negro), H. Viridis (Eléboro verde) y H. Foetidus (Eléboro fétido) que contienen dos sustancias tóxicas: la heleborina y la heleboreina. Su ingestión produce salivación, dolor cólico, diarrea sanguinolenta, poliuria…

. Género Ranunculus: como R. Ficaria (celedonia menor); contienen un aceite volátil amarillento muy irritante denominado protoanemonina. Su ingestión produce salivación, irritación de la mucosa oral, incoordinación, diarrea…

. Género Iris: con dos especies venenosas: la I. Pseudacorus (espadaña fina o lirio amarillo) y la I. Foetidissima (lirio hediondo o fétido) que contienen un elemento de acción drástica: la iridina; provoca diarrea intensa y hemorrágica, llegando a producirse la muerte por debilitamiento.

 

PLANTAS QUE ORIGINAN ALTERACIONES NERVIOSAS

Entre ellas podemos distinguir dos grandes grupos:

. Plantas con sustancias estimulantes.

. Solanáceas.

Dentro del primer grupo, el de las plantas con sustancias estimulantes, se puede realizar una subdivisión en tres subgrupos:

. Plantas que originan estímulo nervioso a nivel central. Entre ellas destacamos el Género Rhododendron o Azaleas con un glucósido de efectos estimulantes a nivel central: la andromedotoxina. Puede producir la muerte por insuficiencia respiratoria.

. Plantas que originan estímulo nervioso a nivel medular. Como la nuez vómica y el haba de San Ignacio que contienen estricnina.

. Plantas convulsivantes. Como las del género Cicuta.

Dentro del grupo de las solanáceas encontramos plantas que originan síndromes nerviosos a nivel central, como las del género Solanum: S. Tuberosum (patata), S. Lycopersicum (tomate), S. melongena (berenjena)… todas ellas contienen un glicoalcaloide, la solanina; en el caso, por ejemplo, de la patata, son más peligrosas aquellas viejas, enraizadas y expuestas al sol.

 

PLANTAS QUE ORIGINAN ALTERACIONES METABÓLICAS  

Entre estas, las más estudiadas son las hipoglucemiantes, entre las que se encuentran por ejemplo Atractylis gumífera: el cardo. Los animales que llegan a ingerir cardos sufren hipoglucemias y muerte con convulsiones. El cardo contiene dos sustancias tóxicas: pirogalol y atractilato potásico.

Otras plantas con efecto hipoglucemiante que podemos encontrar en España son las del género Centaura, con sus especies C. Montana, C. Cyanus y C. Áspera.

Share on FacebookTweet about this on TwitterEmail this to someone